lunes, 19 de abril de 2010

GRIPE A

Informacion enviada por el Hospital Universitario Austral:
Con la llegada del frío volvió la gripe.
Al 1º de enero del 2010, el virus H1N1 (gripe A) afectó en la Argentina a cerca de 12.000 personas y causó más de 600 muertes, según datos obtenidos del Ministerio de Salud.
“Contamos con una vacuna monovalente (que contiene sólo la cepa pandémica California A/H1N1) y con otra vacuna trivalente que además incluye las cepas de gripe de años anteriores, recomendada sólo para las personas mayores de 64 años”, explicó el Dr. Rodolfo Quirós, infectólogo y jefe de la Sección de Control de Infecciones del Hospital Universitario Austral (HUA).
Según el experto, la vacuna monovalente protegerá adecuadamente a las personas de engriparse: “La probabilidad de que este año circule un virus de influenza diferente del virus de la gripe A es remota".
El virus de la gripe se transmite básicamente por vía respiratoria, mediante las secreciones que liberan al aire las personas enfermas cuando hablan o tosen, que entran en contacto con las vías respiratorias o los ojos de otras personas sanas. El contagio también se produce al tocar objetos infectados y luego llevarse las manos a la boca, los ojos o la nariz.
Hay ciertos grupos de personas que tienen un riesgo elevado de sufrir complicaciones por la gripe A y en quienes está especialmente indicada la vacuna. Estos son: embarazadas, puérperas hasta el sexto mes, niños de 6 meses a 4 años, niños de 4 años hasta adultos de 64 años con enfermedades de crónicas y adultos mayores de 65 años.

Los trabajadores de la salud también deben vacunarse para la protección de sus pacientes y de ellos mismos, ya que por su trabajo se encuentran particularmente expuestos a adquirir gripe.


Además de la vacuna, existen recomendaciones generales para evitar engriparse:

- Lavarse frecuentemente las manos y usar alcohol en gel.
- Cubrirse la boca y la nariz al toser y estornudar con el pliegue del codo y lavarse las manos inmediatamente.
- Limpiar las superficies que tocan los enfermos con agua y detergente o jabón, o alcohol al 70%.
- Colocar un barbijo al familiar con influenza y recomendarle que se quede en la cama y no deambule por la casa.
- Ventilar bien la casa cada vez que sea posible.
- Que el familiar con influenza no salga de la casa, excepto para requerir atención médica.

Por el momento, el Estado está vacunando gratuitamente a las personas que pertenecen a los grupos de riesgo, en todos los hospitales y centros de salud públicos. Además, se puede acceder a la vacuna a través de los sistemas de cobertura de salud. Para más información al respecto, el Ministerio de Salud habilitó una línea telefónica gratuita: 0-800-222-1002.